Fotografía de kozumel en Flickr, bajo Licencia CC BY-ND 2.0
enlazar es bueno, Serendipity

Serendipity: 29/03/2014

Algunos enlaces para pasar el sábado:

La fotografía destacada de este post es de kozumel en Flickr, y se usa bajo Licencia CC BY-ND 2.0.

Si tienes cuenta en Twitter, puedes seguirme: allá soy @mariannedh, y comparto enlaces interesantes a medida que me los voy encontrando. También puedes suscribirte al blog por RSS o por correo electrónico si no quieres perderte nada.
Estándar
Activismo, hablando seriamente, iuris et de iure, opinología

No, el Día Internacional de la Mujer no es una forma de discriminación

Women from all over Côte d'Ivoire gather to celebrate International Women's Day at the Palais de la Culture in Abidjan.  CC BY-NC-ND by United Nations.

Women from all over Côte d’Ivoire gather to celebrate International Women’s Day at the Palais de la Culture in Abidjan. CC BY-NC-ND by United Nations.

Son apenas las diez de la mañana cuando escribo estas líneas y ya hay en mi timeline al menos quince comentarios de personas declarándose en contra de la existencia del día de la mujer, porque consideran que éste es también una forma de discriminación. Esas mismas personas, supongo, estarán en contra de las medidas para fomentar la participación de las mujeres en sectores como la tecnología, donde tradicionalmente se han visto excluidas.
Así que les cuento: se llama acción afirmativa, y es la medida que se toma con la intención de “establecer políticas que dan a un determinado grupo social, étnico,
minoritario o que históricamente ha ya sufrido discriminación a causa de injusticias sociales, un trato preferencial en el acceso o distribución de ciertos recursos o servicios así como acceso a determinados bienes”. La acción afirmativa, o discriminación positiva, tiene la finalidad de nivelar el terreno hasta que se logre la igualdad de género.
La Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer define discriminación en los siguientes términos:

toda distinción, exclusión o restricción basada en el sexo que tenga por objeto o resultado menoscabar o anular el reconocimiento, goce o ejercicio por la mujer, independientemente de su estado civil, sobre la base de la igualdad del hombre y la mujer, de los derechos humanos y las libertades fundamentales en las esferas política, económica, social, cultural y civil o en cualquier otra esfera.

En este sentido, respecto a las medidas de acción afirmativa, se ha pronunciado la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en sus Consideraciones sobre la compatibilidad de las Medidas de Acción Afirmativa concebidas para promover la participación política de la mujer con los principios de igualdad y no discriminación:

La adopción por los Estados Partes de medidas especiales de carácter temporal encaminadas a acelerar la igualdad de facto entre el hombre y la mujer no se considerará discriminación en la forma definida en la presente Convención, pero de ningún modo entrañará, como consecuencia, el mantenimiento de normas desiguales o separadas; estas medidas cesarán cuando se haya alcanzado los objetivos de igualdad de oportunidad y trato.

El Comité para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer recomendó:

que los Estados Partes hagan mayor uso de medidas especiales de carácter temporal como la acción positiva, el trato referencial o los sistemas de cuotas para hacer que progrese la integración de la mujer en la educación, la economía, la política y el empleo.

En este sentido, las medidas de acción afirmativa buscan promover el acceso de las mujeres a las mismas oportunidades y en las mismas condiciones que los hombres, y sólo deben cesar cuando la igualdad de oportunidad y trato haya sido lograda. Si hay dudas sobre el hecho de que la igualdad de oportunidad y trato no ha sido lograda, les dejo con algunas citas del Código Penal venezolano, reformado apenas en 2005, y que incluye artículos como los siguientes:

Se conserva la clasificación de la “seducción con promesa matrimonial” como un delito donde el bien protegible es el “honor” de la mujer:

Artículo 379.- (…) El que tuviere acto carnal con persona mayor de doce y menor de dieciséis años, o ejecutare en ella actos lascivos, sin ser su ascendiente, tutor ni institutor y aunque no medie ninguna de las circunstancias previstas en el artículo
374, será castigado con prisión de seis a dieciocho meses y la pena será doble si el autor del delito es el primero que corrompe a la persona agraviada.
El acto carnal ejecutado en mujer mayor de dieciséis años y menor de veintiuno con su consentimiento, es punible cuando hubiere seducción con promesa matrimonial y la mujer fuere conocidamente honesta; en tal caso la pena será de seis meses a un año de prisión.

Artículo 383. Todo individuo que por medio de violencias, amenazas o engaño hubiere arrebatado, sustraído o detenido, con fines de libertinaje o de matrimonio, a una mujer mayor o emancipada, será castigado con prisión de uno a tres años.

Se equipara a una mujer casada con una persona menor de edad:

Artículo 384. Todo individuo que por los medios a que se refiere el artículo precedente y para alguno de los fines en él previstos, haya arrebatado, sustraído o
retenido alguna persona menor o a una mujer casada, será castigado con presidio de tres a cinco años.

Si la raptada hubiere prestado su consentimiento, la pena será de prisión por tiempo de seis meses a dos años.

Se condona la pena cuando el culpable del delito (de violación, seducción o rapto) contrae matrimonio con la víctima, y se conserva la clasificación del delito como un delito donde el bien protegido es el honor y no la integridad de la persona. Si la mujer no es “honesta”, no tiene derecho a la indemnización civil:

Artículo 393. El culpable de alguno de los delitos previstos en los artículos 374, 375, 376, 378, 387, 388 y 389 quedará exento de pena si antes de la condenación
contrae matrimonio con la persona ofendida
, y el juicio cesará de todo punto en todo lo que se relacione con la penalidad correspondiente a estos hechos punibles.

Si el matrimonio se efectúa después de la condenación, cesarán entonces la ejecución de las penas y sus consecuencias penales.
Los reos de seducción, violación o rapto serán condenados, por vía de indemnización civil, si no se efectuare el matrimonio, a dotar a la ofendida si fuere soltera o viuda y, en todo caso, honesta.

Se diferencia el tipo penal y la pena a cumplir por adulterio en el caso del hombre y la mujer:

Artículo 394. La mujer adúltera será castigada con prisión de seis meses a tres años. La misma pena es aplicable al coautor del adulterio.
Artículo 395. El marido que mantenga concubina en la casa conyugal, o también fuera de ella, si el hecho es notorio, será castigado con prisión de tres a dieciocho meses. La condena produce de derecho la pérdida del poder marital. La concubina será penada con prisión de tres meses a un año.

Continuando con la protección del honor, le otorgamos atenuantes a los maridos que maten a la mujer adúltera y a su amante, o a los padres y abuelos que ejecuten un crimen contra los hombres que sorprendan “en acto carnal” con sus hijas o nietas solteras (sin importar si son mayores de edad, tampoco):

Artículo 421. No incurrirán en las penas comunes de homicidio ni en las de lesiones, el marido que sorprendiendo en adulterio a su mujer y a su cómplice, mate, hiera o maltrate a uno de ellos o a ambos.
En tales casos las penas de homicidio o lesiones se reducirán a una prisión que no exceda de tres años ni baje de seis meses.
Igual mitigación de pena tendrá efecto en los homicidios o lesiones que los padres o abuelos ejecuten, en su propia casa, en los hombres que sorprendan en acto carnal con sus hijas o nietas solteras.

Ahora díganme que las medidas de acción afirmativa no tienen sentido, que el feminismo es obsoleto y que la igualdad ya ha sido alcanzada. Vamos, argumentos.

Estándar